¿El vientre no se aplana a pesar de la atención prestada al entrenamiento y la nutrición? La causa es la postura.

Si eres una persona deportista, constantemente atento a lo que comes, al entrenamiento y mentalmente proyectado a un estilo de vida saludable, pero tu vientre sigue hinchado a pesar de todo, tal vez tengas que buscar otros motivos.

De hecho, no es raro que muchas personas muestren una hinchazón abdominal aparentemente inexplicable: el motivo radica en la postura incorrecta y en una musculatura poco tonificada.

Si los músculos abdominales no están entrenados adecuadamente, no pueden proporcionar soporte y sujetar al estómago que inevitablemente tiende a sobresalir. Además, una postura incorrecta empeora el defecto desde un punto de vista estético.

Quien muestra un abdomen hinchado y protuberante, generalmente tiende a tener una posición de lordosis, o una inclinación de la columna vertebral a nivel de la zona lumbar que se traduce con la clásica pelvis hacia delante con respecto al eje central. En esta posición, los músculos abdominales se relajan y se vuelven aún menos tonificados en éste área, dando lugar a que sobresalga y se vuelva prominente.

La mejor manera de obtener resultados satisfactorios y reducir la hinchazón abdominal producida por una postura incorrecta es realizar ejercicios dirigidos a fortalecer la musculatura del abdomen e, indirectamente, alinear la columna vertebral, corrigiendo así la postura.

Vientre hinchado a pesar del entrenamiento1

Un ejercicio excelente para realizar es, por ejemplo, la tabla o el levantamiento de piernas para fortalecer el abdomen, o el puente y Superman en el suelo para fortalecer la zona lumbar.

La tabla se realiza sobre una estera, apoyando los antebrazos y los dedos de los pies en el suelo mientras se mantiene el cuerpo en contracción isométrica durante varios segundos (mínimo 30 segundos).

La elevación de piernas se realiza acostado sobre una colchoneta y levantando las piernas manteniendo el abdomen contraído.

El puente se realiza tumbado sobre la espalda tratando de levantar la pelvis, haciendo fuerza con nalgas y lumbares.

Superman en el suelo se realiza tumbado boca abajo y levantando brazos y piernas en contracción.

Realiza 3 series completas (repitiendo todo).